Los sueños de Isidro Díaz de Mera

El árbitro daimieleño Isidro Díaz de Mera Escuderos (Daimiel, Castilla-La Mancha, 1989) debutó el pasado 10 de agosto como cuarto árbitro en la Champions League en el partido de la fase previa entre el Ferencvaros y el Slavia de Praga.

Cuenta que, en su debut de la UEFA, el estadio húngaro estaba lleno sin “ninguna restricción sanitaria”. Ante la pasión de los aficionados, Díaz de Mera espera que, en los estadios españoles también “vuelvan cuanto antes”. Aunque los hinchas presionan a los árbitros a tomar ciertas decisiones, los colegiados, “como amantes del fútbol”, quieren ese ambiente de regreso.

El inglés como idioma oficial no es la única diferencia entre arbitrar un partido de la Liga y de la UEFA. En Champions, es obligatorio entrenar en el terreno de juego el día previo al partido “para adaptarnos al estadio, revisar y prepararlo todo”. Por otra parte, el mismo día del encuentro, el cuarto árbitro tiene una reunión con los representantes de ambos clubes.

Después del partido de la Champions, otro sueño de Díaz de Mera es “arbitrar en unos Juegos Olímpicos”. A pesar de que este tipo de ceremonias es “la mayor cita”, afirma que en el mundo del deporte se les da mayor importancia a otros torneos como el Mundial. Su otra aspiración a corto plazo es arbitrar a los equipos con los que no tuvo la oportunidad de coincidir el año pasado, caso del Atlético de Madrid y el Valencia. A su vez, se muestra ilusionado por la posibilidad de coincidir con su paisano Rubén Sobrino, actual jugador del Cádiz, y “compartir terreno de juego con él”.

En esta nueva temporada de la Liga, la segunda para Díaz de Mera, mantendrá sus reuniones online para “minimizar el riesgo de contagio”. Ese es el planteamiento. Mientras, explica que, si un equipo debe aislarse, los partidos “se pueden jugar posteriormente”. Sin embargo, si los árbitros se contagian, “la competición no sigue adelante”.

Fuente: LA COMARCA DE PUERTOLLANO


No hay comentarios

Con la tecnología de Blogger.