El estudio técnico y táctico en la preparación arbitral


Un estudio exhaustivo de las características tácticas y técnicas del fútbol moderno es uno de los elementos esenciales en los seminarios destinados a los árbitros preseleccionados para la Copa Mundial de la FIFA Rusia 2018™ y la Copa Mundial Femenina de la FIFA Francia 2019™.
Jean-Paul Brigger, jefe del departamento de desarrollo técnico de la FIFA, asiste a cada uno de esos encuentros continentales, y está siempre listo para identificar tendencias y proporcionar datos analíticos que ayuden a los árbitros a entender mejor el juego, a prever jugadas y, a la postre, a mejorar su colocación y su toma de decisiones.
“Comprender el juego siempre ha sido importante para los árbitros, naturalmente, pero cuando el juego se ha vuelto tan rápido, y con una variedad de tácticas tan grande, ha pasado a ser verdaderamente primordial en el fútbol de élite”, explica Brigger tras el seminario para árbitros de la CONCACAF y la CONMEBOL, celebrado en Miami entre el 25 y el 29 de abril. “Si sabes que un equipo está presionando constantemente a los defensas contrarios cuando tienen el balón, por ejemplo, eso tiene una repercusión directa en tu colocación como árbitro. Como sabes que hay una mayor posibilidad de tener que tomar una decisión, procuras permanecer más cerca del balón. Es esa clase de conocimientos que valen la pena; está clarísimo”.
Más conocimientos, menos errores
Desde que tomó el mando del Departamento de Arbitraje de la FIFA en 2011, Massimo Busacca ha estado trabajando incansablemente para alcanzar una coherencia y uniformidad generalizadas. Al mismo tiempo que la FIFA está dando el paso sin precedentes de llevar a cabo una preparación conjunta para árbitros y árbitras de camino a los Mundiales, el ex árbitro internacional suizo considera la comprensión técnica del juego como un arma más para minimizar la cantidad de errores dentro de lo humanamente posible.
“Estoy tratando de incorporar todo elemento que pueda reducir la cantidad de errores”, señala Busacca. “El conocimiento del juego en el fútbol y de los equipos que juegan el partido puede ser un arma para ello. Los errores siempre estarán ahí, pero intentamos siempre poner el listón más alto. Un árbitro que en diez decisiones importantes comete un error, puede ser un árbitro de los mejores. Si comete dos o tres errores, ya no se le puede considerar un árbitro de primer nivel”.
 “Recibir una formación técnica nos permite entender por qué las jugadoras hacen ciertas cosas, ser capaces de reconocer tendencias en el juego y adaptarnos en consecuencia”, afirmó la canadiense Carol Anne Chenard tras el seminario en Miami. “Además, gracias a los comentarios y reacciones del departamento técnico, los árbitros hemos podido identificar la evolución de las tácticas individuales y de equipo. Eso nos permite prepararnos adecuadamente para lidiar con lo que veremos sobre el terreno de juego”.
Tras su presencia en Brasil 2014, donde se convirtió en el primer árbitro estadounidense que ejercía en la segunda fase de una Copa Mundial de la FIFA™, Mark Geiger también se mostró satisfecho por el hincapié que se hizo en los estudios técnicos en Miami.
“Una colocación adecuada y tener un buen ángulo de visión es crucial a la hora de valorar situaciones durante un encuentro, porque sin eso, un árbitro no puede tomar una decisión correcta”, explicó, al tiempo que resumía el objetivo último –y para nada sencillo– de ser capaz de anticipar jugadas. “Saber cómo juegan los equipos ayudará al árbitro a determinar dónde estará la siguiente fase del juego y qué pasará a continuación”.
Noticia e imagen: FIFA

No hay comentarios

Con la tecnología de Blogger.