Cómo evitar las lesiones en pretemporada


Todos los años con los primeros entrenamientos de la pretemporada e incluso en los primeros partidos es muy común que se produzcan lesiones como consecuencia del esfuerzo que se realiza tras el periodo de inactividad por el que han pasado los jugadores. Por esta razón, es muy importante planificar la pretemporada con ejercicios de fuerza, resistencia, agilidad y recuperación.

Esta rutina de ejercicios dentro de los entrenamientos de pretemporada tiene como objetivo mejorar las condiciones de los jugadores, ganando fuerza, rapidez, potencia y resistencia. De todos ellos, el más importante es en el entrenamiento de fuerza, ya que ayuda a fortalecer tendones y ligamentos, reduciendo la posibilidad de tener lesiones.

Pero para que no aparezcan las temidas lesiones no basta solamente con planificar bien los ejercicios a realizar, sino que también hay que evitar una serie de circunstancias que se suelen dar en multitud de ocasiones. Los primeros entrenos de cada pretemporada son útiles para saber en qué estado físico te encuentras y para comenzar a poner el cuerpo en el estado óptimo para el comienzo de la competición, por lo que hay que intentar no superar el límite que nuestras fuerzas nos permiten nada más empezar.

Una de las partes más importantes que no puede faltar en ningún entrenamiento o partido, ya sea de pretemporada o en plena competición, es el calentamiento. Cuántas veces hemos visto a jugadores sufrir lesiones o molestias en los primeros minutos de un partido, pues muchas de éstas se deben a no realizar un calentamiento previo adecuado. Nuestro cuerpo antes de comenzar cualquier actividad física se encuentra relajado y el calentamiento tiene como objetivo elevar su temperatura y activar el organismo, músculos y tendones, preparando nuestro cuerpo al inicio de la actividad. Recuerda que dentro del periodo de calentamiento, los estiramientos también forman parte de él.

Existen otros aspectos que muchas veces se les da menos importancia de la que realmente tienen en las pretemporadas deportivas, como son la alimentación y el descanso. Una dieta poco saludable puede ser el desencadenante de muchas lesiones, ya que nuestro cuerpo necesita nutrientes que ayuden a darnos energía y a recuperarnos con mayor facilidad. El descanso también es una parte vital de la recuperación en los entrenamientos deportivos, ya que vamos a someter al cuerpo a intensas sesiones de entrenamiento, por lo que un descanso adecuado de 8 horas es muy recomendable.

Para toda esta preparación de pretemporada os recomendamos que hagáis uso de todo el material de entrenamiento adecuado para realizar el ejercicio con tus jugadores. Los conos, escaleras de agilidad, vallas, bandas de resistencia… pueden ayudarte a mejorar tus entrenamientos.

Noticia e imagen: http://www.mundosilbato.es/

No hay comentarios

Con la tecnología de Blogger.