¿Que pitarías si un jugador cede deliberadamente el balón con la cabeza a su portero?

Pese a que el reglamento permite en principio esta acción, violar su espíritu conlleva sanción por parte del colegiado

Las Reglas del juego publicadas por FIFA sintetizan todas las normas aplicables en el fútbol, pero aún deja espacio para la interpretación del árbitro en acciones permitidas aparentemente, pero que en el fondo van en contra del espíritu de la ley.
Un ejemplo recurrente de ello son las cesiones al portero, quien no puede recoger el balón con las manos si éste viene tocado con el pie por parte de un compañero suyo, futbolista de campo.
Si la cesión en cambio se produce con el pecho, rodilla, cabeza, etc, el guardameta puede en principio tomar el esférico en sus manos, siempre que éste le haya llegado al arquero sin que medie un "truco deliberado a fin de evadir la Regla".
En el fútbol no pueden existir trucos deliberados para evadir sus normas
Así lo marca un epígrafe de la Regla número 12 sobre faltas e incorrecciones, que reza de esta manera:
"Se amonestará al jugador si éste emplea un truco deliberado mientras el balón está en juego para pasar el balón a su guardameta con la cabeza el pecho, la rodilla, etc. a fin de evadir la Regla, independientemente de si el guardameta toca o no el balón con sus manos; la infracción la comete el jugador que intenta burlar tanto la letra como el espíritu de la Regla 12, y el juego se reanudará con un tiro libre indirecto".
Un ejemplo de ello es hacer que un futbolista pase la pelota a otro para que su compañero ceda con la cabeza el balón a su portero, o que un jugador se eleve él mismo la pelota para pasársela con la cabeza, rodilla o el pecho a su guardameta.
Ejecutar un saque de banda directamente a la cabeza de un compañero para que éste pase la pelota con la cabeza al portero es otro ejemplo de ello, que queda siempre a criterio de un árbitro obligado a que sobre el terreno los únicos "trucos" presentes sean los derivados de la calidad técnica de los futbolistas.

No hay comentarios

Con la tecnología de Blogger.